Todo acerca de

Para que La gotita® mantenga siempre su efectividad y para que tengas una experiencia de uso de excelencia es importante que sepas cómo, en qué objetos y en qué materiales utilizarla.
Encontra todo lo que necesitas saber en estos tips.

Para abrir por primera vez La gotita®debés enroscar el conjunto pico-tapa en el pomo hasta perforar la membrana, cuidando de no presionarlo demasiado para evitar derrames.

Aplicando poca cantidad obtendrás un endurecimiento más veloz.

Conviene no someter la unión a esfuerzos antes de 1 hora.

Recordá que La gotita® no adhiere sobre poliolefinas (polietileno y polipropileno), teflón (PTFE), goma EVA ni siliconas.

La gotita® es ideal para el pegado de partes que encastren adecuadamente entre sí, no tiene capacidad de relleno.

La gotita® resiste hasta 60°C dependiendo de la aplicación.

La gotita® no es inflamable y no soporta el fuego directo.

Si querés usar La gotita® para superficies más grandes debes aplicar gotas a 4 cm de distancia entre sí, siempre en una sola cara.

Las manchas de material curado son difíciles de remover. Si la superficie lo permite, pruebe retirar el excedente con acción mecánica. Debido a que La gotita® es un adhesivo de tipo instantáneo que comienza a curar a los pocos minutos de haber sido aplicado, le recomendamos que trabaje sobre una superficie limpia, cubierta con plástico o papel para evitar manchas

Recordá nunca presionar el pomo de La gotita® si la punta esta obturada.
Destapalo con un alfiler teniendo la precaución de que no apunte a tu cuerpo.

Para prolongar la vida útil del producto, guardalo bien cerrado en un lugar fresco y seco y si es posible de pie. Mantené limpia la punta aplicadora con un papel absorbente seco luego de usarla.

Si La gotita® se derrama en tus manos te recomendamos lavar con abundante agua tibia y jabón para que el material se endurezca. El material endurecido se desprenderá espontáneamente en poco tiempo. En caso de querer retirarlo antes, frote suavemente con una piedra pómez, sin lastimar la piel. Luego aplicar crema protectora para suavizar.

La gotita® no está aprobada para uso medicinal o veterinario, por lo tanto, no recomendamos su uso sobre ninguna parte del cuerpo humano, ni en animales, ni en aparatos dentales.

Mirá todo lo que podés pegar con